THE 2

2 MIN DE LECTURA
Aún no ha llegado y ya lleva una gran ventaja: en noviembre de 2019 se presentará por primera vez el flamante BMW Serie 2 Gran Coupé en el salón del automóvil de Los Ángeles.

El cuatro puertas deportivo y elegante tiene la mejor base para continuar la historia de éxito de los BMW Gran Coupés iniciada en 2012 en el segmento de la clase compacta. Su carácter especial destaca por el diseño extraordinario, un dinamismo excelente combinado con una gran utilidad en el uso diario. Como complemento perfecto al estilo de vida moderno y urbano de los pasajeros, el vehículo ofrece además las innovaciones y tecnologías más actuales en cuanto a concepto de mandos, sistemas de asistencia, integración y comunicación. Puedes obtener ya las primeras informaciones e imágenes de los detalles más interesantes del nuevo BMW Serie 2 Gran Coupé para que estés siempre al día hasta el lanzamiento internacional en primavera de 2020.

El diseño del nuevo BMW Serie 2 Gran Coupé

Una afirmación de la estética: como cuatro puertas dinámico, el nuevo BMW Serie 2 Gran Coupé marca nuevos acentos en cuanto a individualidad y emocionalidad en el segmento del los compactos premium. Combina un diseño lleno de emociones con una deportividad elegante y los más novedosos sistemas de comunicación y asistencia. Con ello, el BMW Serie 2 Gran Coupé es la opción perfecta para sacar el mayor partido a cualquier viaje.

El dinamismo del nuevo BMW Serie 2 Gran Coupé

Totalmente entregado al placer de conducir: el nuevo BMW Serie 2 Gran Coupé marca nuevas pautas en cuanto a conducción dinámica en la clase compacta. Las innovadoras tecnologías de propulsión, como el motor de gasolina M TwinPower Turbo del BMW M235i xDrive, un tren de rodaje perfectamente adaptado y la conducción directa garantizan la máxima agilidad en cualquier momento. La personalización al volante se puede modificar aún más con los modos de conducción de características diferentes. Aparte de la rigidez del chasis, la tecnología ARB (limitación del deslizamiento de las ruedas contiguas) de serie supone una importante función de estabilización. Sin largos trayectos de transmisión, las informaciones se transmiten tres veces más rápido; la acciones que experimenta el cliente transcurren a una velocidad incluso diez veces mayor. Estrechamente sincronizado con el Control Dinámico de Estabilidad (DSC), la limitación del deslizamiento de las ruedas contiguas reduce considerablemente el subviraje sin intervenciones de control de estabilización dinámicas transversales. Otro detalle, de serie en el BMW Serie 2 Gran Coupé, que influye en el dinamismo es el sistema BMW Performance Control: en curvas, este reparte las fuerzas sobre todo a las ruedas exteriores aumentando así la agilidad y la estabilidad del vehículo.

NO TE PIERDAS NADA DEL PRIMER BMW SERIE 2 GRAN COUPÉ.

Mantenerme informado