Cómo ayuda la tecnología blockchain a los conductores

5 min de lectura
¿Qué aplicaciones tiene la tecnología blockchain en el sector del automóvil y cómo puede mejorar la vida cotidiana de los conductores? Explicamos cómo funciona blockchain y mostramos sus posibles usos en la movilidad del futuro.

11 de noviembre de 2019

¿Qué es la tecnología Blockchain? Al hablar de ella, la mayoría de la gente piensa en los bitcoins. La criptomoneda es el ejemplo más conocido del uso de esta tecnología. Pero el blockchain también ofrece respuestas a una variedad de cuestiones que afrontaremos en el futuro y puede mejorar también la vida de los conductores, por ejemplo, al comprar un coche usado.

«La tecnología blockchain en sí no es ninguna panacea», afirma el doctor Andre Luckow, Head of Distributed Ledger and Emerging Technologies del BMW Group. «Pero nos ofrece los fundamentos técnicos que necesitamos para crear soluciones útiles y eficaces».

El Dr. Luckow dirige al equipo de IT del BMW Group, que desarrolla casos prácticos de usos potenciales de la tecnología blockchain junto con los especialistas correspondientes. Este potencial podrá dar forma a la movilidad del futuro. En este artículo presentamos tres de esas posibles transformaciones.

El blockchain nos ofrece los fundamentos técnicos para crear soluciones útiles y eficaces.
Dr. Andre Luckow

Head of Distributed Ledger and Emerging Technologies del BMW Group

Si te estás preguntando qué significa blockchain, aquí tienes una breve definición.

La tecnología blockchain en pocas palabras

Los blockchains o cadenas de bloques son una nueva forma de base de datos. En ellos se almacenan transacciones (por ejemplo, transferencias, entregas o compras) en bloque. Las ventajas que ofrece esta tecnología se derivan sobre todo de dos principios:

  • Un blockchain funciona de forma descentralizada. Todos los participantes deciden primero qué información irá en el blockchain, es decir, pactan las reglas de su cooperación. Después, almacenan sus transacciones con las mismas condiciones y se controlan mutuamente. No existe un servidor central que pueda fallar o manipularse. Cualquiera que quiera cambiar los datos a posteriori debería ponerse de acuerdo con más de la mitad de los participantes.

  • Todos los bloques contienen una huella digital, el llamado «hash». Y todos los bloques contienen el hash del bloque anterior, por lo que el contenido queda codificado. Así, todos los bloques están conectados en serie (o en «chain», «cadena»). Si alguien alterara un bloque de datos, la manipulación llamaría inmediatamente la atención, puesto que el contenido ya no coincidiría con la huella.

Caso práctico #1: Un pasaporte digital del vehículo gracias a la tecnología blockchain

Tarde o temprano, en el momento de revender un coche surgen preguntas del tipo: «¿Cuántos kilómetros tiene? ¿Ha sufrido algún un incidente? ¿Su anterior dueño pasaba con regularidad las inspecciones técnicas?» Hasta ahora, los compradores no podían estar completamente seguros de las respuestas. 

Las soluciones basadas en blockchain, como VerifyCar, son un remedio para este problema. Con esta aplicación, cuya versión piloto ya está en marcha, los usuarios pueden rastrear el historial completo de un vehículo, comprobarlo y compartir sus datos (por ejemplo, los de kilometraje) con terceros. Esta comprobación podría incluso realizarse durante la negociación de compra: «Si me interesa un coche, puedo escanear con mi móvil el código QR que tenga el vendedor en su aplicación», explica el Dr. Luckow. «Si aparece una marca verde, es que los datos del vehículo de segunda mano son verosímiles y están verificados».

La tecnología blockchain: más segura que el sello de un taller

Este método de la cadena de bloques es mucho más seguro que la certificación tradicional del kilometraje de un vehículo. «Se puede falsificar un sello fácilmente con una impresora a color», explica el Dr. Luckow. «Sin embargo, los registros de blockchain no se pueden alterar ni con la tecnología más avanzada». En la aplicación VerifyCar se podrían almacenar incluso accidentes o datos, como el número de propietarios anteriores, sin el riesgo de que se puedan falsificar.

El blockchain no solo facilita la transferencia de datos entre particulares. Por ejemplo, los propietarios del vehículo también podrían contratar seguros para su coche basándose en la base de datos verificada sobre el kilometraje para obtener descuentos por poco uso. Por el momento, esto solo se puede hacer accediendo a bases de datos aisladas. La descentralización de los datos en el blockchain podría facilitar significativamente este intercambio de información sin comprometer su seguridad.

Caso práctico #2: la tecnología blockchain facilita una obtención más segura de materias primas

El término clave en este contexto es «Supply Chain Verification», la comprobación y documentación de la cadena de suministro. Ambas acciones son importantes no solo para los componentes de construcción y los repuestos, sino también para los materiales.

Algunas materias primas, como el cobalto o el wolframio, tienen su origen en lugares difíciles de controlar, como minas en países en desarrollo. Muchas cadenas de suministro pasan por decenas de intermediarios. Al ser tan amplias, son muy susceptibles de manipulación. Por ese motivo, el BMW Group trabaja activamente en proyectos piloto basados en tecnología blockchain que integran la trazabilidad en la trayectoria de los minerales.

La pregunta es: ¿cómo se puede evitar físicamente que un material se mezcle o se sustituya? Esto se consigue utilizando métodos tradicionales, como los códigos de barras o los sellos, pero también con técnicas innovadoras, como los rastros químicos. Estos productos son aditivos de naturaleza química que se añaden a un lote de materiales para marcarlos individualmente. La marca se puede recuperar mediante una lectura con un escáner.

La tecnología blockchain y la cadena de suministro

Lo siguiente es la conexión entre el mundo físico y el digital: cada paso de la cadena de suministro se documenta en un blockchain (y, por tanto, se hace de forma descentralizada, siempre accesible y a prueba de manipulaciones). Así, por ejemplo, una refinería podría demostrar que la materia prima que entrega proviene realmente de una mina en concreto y no de orígenes problemáticos.

El método basado en el blockchain ofrece muchas ventajas en las actividades empresariales cotidianas, como una certificación más sencilla y procedimientos de aduana más breves. Para los usuarios, las ventajas de una cadena de suministro comprobada mediante blockchain son evidentes: una mejor protección ante los repuestos falsificados, por ejemplo, o tener el conocimiento con exactitud de las fuentes de las materias primas utilizadas en el coche.

Caso práctico #3: cargar coches eléctricos se vuelve más fácil con blockchain

Los conductores de vehículos eléctricos o híbridos enchufables (➜ Coches híbridos enchufables: comparativa de eléctricos) conocen este problema: llevas el coche a una estación de carga y al llegar no tienes la tarjeta de cliente que necesitas porque no has firmado un contrato con la empresa eléctrica pertinente.

El blockchain ofrece una forma de solucionar este problema: con una red de carga descentralizada y contratos «inteligentes» con las eléctricas. Este tipo de contratos son acuerdos virtuales cuya ejecución y validez se garantizan mediante las cadenas de bloques.

El proyecto modelo de blockchain «Charge Chain», apoyado por BMW Group, busca como objetivo la mayor comodidad para el usuario: El cliente enchufa su vehículo al módulo de carga y no se preocupa de nada más. Ni del proveedor de la energía, ni de su identificación (que hasta ahora debía hacer con una tarjeta de cliente), ni de cuál es la tarifa más barata para recargar en este módulo. Todo eso lo realiza un blockchain en segundo plano.

En este proyecto piloto, la tecnología blockchain exhibe uno de sus principales puntos fuertes: la comprobación y ejecución segura de transacciones, todo ello basado en máquinas y sin intermediarios. Las compañías eléctricas o los proveedores de estaciones de carga, por ejemplo, no necesitan recurrir a bancos para administrar las transacciones monetarias, sino que se bastan ellos mismos con la ayuda del blockchain.

Los coches autónomos se cargan solos

En el futuro, los coches autónomos (➜ El camino hacia la conducción autónoma) aprovecharán todo el potencial del blockchain, cuando un día conduzcan solos hasta estaciones de carga. Por lo tanto, no se necesitará a una persona que conecte un enchufe de carga o utilice una tarjeta en el dispositivo. Todas las transacciones que hoy en día lleva a cabo el conductor las podrá realizar el vehículo por sí solo en el futuro. Y el blockchain es la tecnología que operará en segundo plano continuamente y hará que todo esto sea posible.

Aún no podemos saber qué posibilidades nos ofrecerá el blockchain en el futuro.
Dr. Andre Luckow

Head of Distributed Ledger and Emerging Technologies del BMW Group

La tecnología blockchain tiene un gran potencial

Por el momento no podemos saber cómo ni de qué forma se implementarán los ejemplos de aplicación de la tecnología blockchain mencionados. Para los expertos como el Dr. Andre Luckow, en cualquier caso, esto es solo el principio: «Aún no podemos saber qué posibilidades nos ofrecerá el blockchain en el futuro. Lo más importante ahora es que desempeñemos un papel activo en el desarrollo de su potencial».

Animaciónes/Vídeo: vyuu, Benjamin Roth; Autor: Ingo Wilhelm, Collin Müller

BMW CONNECTED DRIVE.

Conéctate.

Saber más