Conecte su vida

7 min de lectura
Las apps están en todas partes. Con solo mover un dedo, ponen directamente a nuestro alcance casi todos los productos y servicios que necesitamos y nos hacen la vida más cómoda y fácil. Pero, ¿cómo hemos llegado hasta aquí y cuál es el futuro del ecosistema de las apps? ¿Siguen siendo las aplicaciones móviles la columna vertebral de la vida conectada? ¿Qué vendrá después? Nos hemos propuesto descubrirlo y, al mismo tiempo, contarle las últimas novedades sobre la aplicación de BMW: My BMW App.

29 de octubre de 2021

Todos estamos familiarizados con ellas, esos cuadraditos de la pantalla del teléfono que nos ayudan a todo: desde saber qué tiempo hará mañana hasta gestionar nuestras finanzas y relacionarnos con nuestros amigos. Las apps son un elemento esencial de la vida moderna y conectada. Hoy por hoy, pocos de nosotros podemos imaginar nuestra rutina diaria sin el apoyo de al menos un puñado de aplicaciones móviles.

Pero no siempre ha sido así. Si nos fijamos en la revolución del ecosistema de las apps, veremos que se trata de un mercado cuyo rápido crecimiento no solo se ha visto impulsado por las nuevas tecnologías, sino también, y en gran medida, por la forma en la que vivimos y por las herramientas que necesitamos para hacerlo.

De la serpiente al fiel escudero

Para muchos, la primera app del mundo nació en 1997, cuando Nokia lanzó al mercado el icónico teléfono móvil Nokia 6110. Integrado en su sistema operativo había un pequeño juego de estilo arcade: Snake, el juego de la serpiente, una novedad en el sector. Unos diez años después, en 2007, Apple lanzó el iPhone y, con él, la primera App Store con alrededor de 500 aplicaciones. La historia había comenzado. Hoy, nadie sabe cuántas apps existen. En cualquier caso, la versión de 2021 de la App Store ofrece casi dos millones de aplicaciones que, según las previsiones, en 2023 habrán generado de forma conjunta unos alucinantes ingresos de 935.000 millones de dólares. Podemos decir, sin miedo a equivocarnos, que las apps están aquí para quedarse.

Emisiones CO2 155-137 g/km (combinado)
Consumo 5,9-5,2 l/100 km (combinado)

«La popularidad de las apps se debe fundamentalmente a que nos resultan muy cómodas», señala Tristan Horx, analista del futuro y destacado ponente sobre movilidad, digitalización, globalización, sostenibilidad y otras megatendencias del laboratorio de ideas alemán Zukunftsinstitut. Este instituto publica regularmente dosieres e informes sobre los temas que conforman nuestro futuro común.

«A estas alturas, estamos acostumbrados a realizar la mayoría de nuestras tareas cotidianas a través del teléfono. De ahí que las apps hayan pasado a desempeñar un papel crucial en nuestras vidas», añade.

A medida que nuestros conocimientos de usuario mejoran y nuestras necesidades se hacen cada vez más precisas, afirma, las propias aplicaciones también van cambiando. El experto añade que se observa un proceso de maduración en el que el aluvión aparentemente infinito de apps diseñadas, literalmente, para cualquier propósito imaginable, ha sido sustituido por un menor número de aplicaciones, pero mejores. La comodidad sigue siendo clave – una buena app gestiona las tareas y organiza la información de forma inteligente – pero la tendencia es primar la calidad sobre la cantidad.

Las apps han pasado a desempeñar un papel crucial en nuestras vidas.
Tristan Horx

Movilidad conectada

Una parcela que ha experimentado un auténtico boom en el ámbito de la tecnología de las aplicaciones es lo que podríamos denominar genéricamente como el «espacio de la movilidad». A medida que la movilidad se vuelve cada vez más digital y conectada, aumenta la necesidad de aplicaciones que respondan a este estilo de vida y a sus exigencias (➜ Leer más: Apps para coches básicas: da rienda suelta a tu afición).

«El futuro del sector está muy ligado a la movilidad eléctrica y, para muchos, la autonomía y la recarga son el principal motivo de inquietud. En este sentido, una app resulta increíblemente útil, ya que ofrece al usuario esa comodidad y la sensación de que el vehículo y el dispositivo móvil piensan para hacerle la vida más fácil, indicándole dónde está el punto de carga más cercano y cómo llegar hasta él, por ejemplo. En general, la conectividad – la interacción entre el vehículo y la app – permite una mayor seguridad y protección, y este es un factor decisivo en la proliferación de aplicaciones de movilidad», señala Horx.

Entonces, ¿cuál es el futuro de las apps y la movilidad? ¿Nos dirigimos hacia una fusión total entre dispositivo y vehículo? ¿Una especie de singularidad de la movilidad? Horx ve una tendencia muy clara.

«Básicamente, hemos dejado de fabricar «vehículos» en el sentido clásico de la palabra. Hoy en día, un coche se parece más a un smartphone con ruedas: es digital y está conectado desde el primer momento. Mientras tanto, usar apps es cada vez menos algo reservado a los amantes de la tecnología y el progreso, ya que han pasado a ocuparse de cuestiones básicas: sustituyen a la llave del vehículo o controlan la carga de las baterías, por ejemplo, de manera que resuelven todos los problemas relacionados con la conducción o la posesión de un automóvil».

My BMW App

Para los conductores de BMW, My BMW App ofrece precisamente esta forma de conectar la vida dentro y fuera del vehículo.

My BMW App es un recurso pensado para simplificar y agilizar la interacción con los vehículos BMW y, como tal, ofrece varias prácticas funciones vinculadas a la propiedad de un BMW (por el momento, disponibles para los conductores de 46 mercados). Entre ellas se encuentran funciones cotidianas de gran utilidad, como las actualizaciones de estado, Find My BMW (Buscar mi BMW), Remote Services, Connected Charging (Carga conectada), mapas y soporte instantáneo, exploración de contenidos, orientación y consejos.

My BMW App ha sido diseñada para convertirse en una extensión natural de un estilo de vida totalmente conectado, exactamente a la medida de los propietarios de un BMW. En este sentido, más que ser una «simple» herramienta práctica, My BMW App funciona también como un canal independiente. En ella, los usuarios encuentran infinidad de funciones que se adaptan perfectamente a su estilo de vida, incluso más allá de su condición de propietarios de un BMW:

En Vehículo, los usuarios pueden consultar rápidamente la información más importante sobre el estado del vehículo o cualquier posible necesidad de revisión de mantenimiento. Si falta poco tiempo para una inspección o un cambio de aceite, el usuario recibirá una notificación y, si lo desea, podrá concertar una cita o programar una revisión de mantenimiento directamente desde la app.

Aquí también se encuentra la funciónConnected Charging (Carga conectada). Con ella, el usuario puede ver toda la información relativa al estado de carga y acceder a los puntos de carga cercanos. La app también avisa a los conductores si el proceso de carga se interrumpe y cuando el vehículo está totalmente cargado. Por último, todos los datos se registran automáticamente en el historial de carga.

La función Remote (A distancia) pone a disposición de los conductores de un BMW prácticas herramientas para gestionar su vehículo de forma sencilla e intuitiva. Por ejemplo, los conductores pueden preclimatizar el vehículo antes de iniciar el viaje o ver imágenes de los alrededores del vehículo directamente en el móvil. Otra novedad es el regreso de la función Horn Blow (Activar claxon).Si el conductor tiene un iPhone de Apple, también podrá utilizar la función BMW Digital Key. Además, la función Remote Software Upgrade permite gestionar directamente las actualizaciones para que los vehículos tengan siempre instalado el software más reciente (➜ Leer más: Guía exhaustiva de BMW software update).

También cabe destacar la nueva función Service Video (Vídeo de servicio). Si se detecta algún problema en un BMW y es necesario llevarlo a un centro de servicio de BMW, con la nueva funciónService Video (Vídeo de servicio) personalizada, el propietario del BMW podrá obtener información útil sobre su vehículo a través de un vídeo personalizado, sin necesidad de desplazarse al taller.

A través de estos vídeos, creados por el personal de mantenimiento de BMW, los propietarios reciben información sobre las revisiones del vehículo y otros datos importantes directamente en sus pantallas y de forma práctica y transparente. A partir de ellos, al propietario le resulta fácil decidir qué servicios reservar para su vehículo. Por último, la app también permite gestionar directamente el pago de cualquier servicio.

La función Explore (Explorar) de My BMW App es muy útil para explorar nuevos e interesantes contenidos, que han sido especialmente seleccionados para los usuarios eligiendo artículos y actualizaciones sobre productos, diseño, arte y cultura, e instrucciones sobre determinados productos y funciones.

My BMW App está en constante desarrollo y no deja de ampliarse con nuevas funciones, así que conviene estar atentos a las actualizaciones para disfrutar de una forma realmente conectada de interactuar con los vehículos BMW y su entorno*.

My BMW App está disponible para Android y para iOS. Tanto la descarga como el uso son gratuitos.

*Nota: Algunas funciones dependen de la disponibilidad en el mercado local y pueden no estar aún disponibles en su mercado.

Autor: David Barnwell; Fotos: BMW

My BMW App

Saber más